02/06/86 – Los coreanos, la Fontana y el walkman de Hernández

Reina una calma sepulcral. Por los múltiples tragaluces que conforman el enorme ventanal del frente, el sol entra a raudales entibiando la atmósfera de la tarde invernal. Cada tanto, algún chistido subrepticio y la interpelación, urgente, desesperada, sale disparada con un hilo de voz apagada en un susurro: “¿Cuánto te dio la tres?”. La Fontana,…